jueves, 2 de mayo de 2013

Ven

Ven, cúrame esta herida,
quítame el dolor de tu ausencia,
de tu partida matutina
acumulada en un tren de alta velocidad
que nos acompaña cada día.

Ven, despeja mis dudas,
abrázame, cruje mis huesos,
que se me termina el aire
entre los huecos que deja libre
mi garganta reseca.

Ven, une tus manos a las mías,
sintoniza conmigo la misma melodía,
mientras desabrocho la melancolía
y la dejo partir.

Ven, señor mío,
ten piedad de mis ganas de ti...

Escuchando "Ganas de ti" de Jorge Drexler

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Gracias por pasar, comentar y sugerir!