domingo, 28 de marzo de 2010

Tal vez no sea la última vez que me despida

No voy a volver a buscarte.
Ya insistí demasiado, ya comprendí tu mensaje.
Me duele tu indiferencia, tu falta de palabra,
de compromiso por lo que fue.
Me lastima tu ausencia.

No voy a regresar a buscarte,
ni a preguntarte nada más.
Me castiga el silencio con excusas
que no puedo justificar.
Mi camino ha cambiado,
seguramente no te volveré a encontrar.

No voy a ir a buscarte, no voy a pedirte pan.
Mis sentimientos están enredados
en hilos manejados por mi conciencia
insaciable y mi añoranza profunda.
Mi vida es diferente, no te puedo culpar.

Estoy triste, me haces falta,
pero hay que continuar.
El desafío es constante, no podemos parar.
Te deseo que seas feliz,
yo ya lo estoy intentando.

1 comentario:

  1. He descubierto tus letras, con mucho gusto seguiré visitándote.
    Un beso

    ResponderEliminar

¡Gracias por pasar, comentar y sugerir!